Promesa... una palabra tan simple de decir pero muy dificil de hacer. Como mi padre que habia prometido cuidarme por sobre todo, hasta que me entere que en verdad nunca fui realmente de el.
Mi madre se enamoró del primo de mi padre, cuando me enteré de que el rey en realidad no era mi verdadero padre y que esa fue la razón por la cual me exilió, sentí que me volvería loco. Pense que el me quería o que por lo menos sentía un aprecio por mi, hasta que me reto a un duelo... si perdía tenía que irme al exilio, y por primera vez mi padre hizo lo que habia prometido.
A los 9 años yo estaba exiliado de mi propio reino y por mi propio padre. Al año después de mi exilio me enteré que la reina había complacido al rey dándole un hijo, quedé en shock.
Por curiosidad quise ver a mi 'hermano' pero me encontré con la sorpresa de que en realidad era una niña, no pude hacer nada, por mucho que quisiera.
Ahora la cuido sin que se de cuenta, la sigo y protejo lo más que puedo, estoy ansioso ya que sé que algún día le diré quién soy, y esa sí es una promesa...

Anthony, el exiliado




Nombre: Anthony Sinclair
Apodo: Ninguno
Edad: 22 años
Especie: Uni
Color: Tyranniano
Características psicológicas: Texto aquí
Características físicas: Texto aquí
Fecha de nacimiento: 16 de Febrero
País favorito: Inglaterra
Color favorito: Verde oscuro
Número favorito:
Sabor favorito:
Objeto favorito:
Mejor amiga: Nadie
Mejor amigo: Nadie
Su amor: ...
Sueño:
Definición en una palabra:



Diseño



Seiko


texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí

Historia

Capítulo I
El engaño

Todo comenzó un día como cualquier otro en el palacio de ****, la reina, cuya procedencia era muy humilde, estuvo obligada a seguir los deseos de su avaricioso padre y aceptar la oferta de matrimonio ofrecida por el Príncipe Edward.
Luego de un tiempo de casados Edward quiere tener su primer hijo para tener un heredero al trono, pero al ser el primero de la reina ella sufrió una pérdida. Él la culpaba por lo sucedido y para no quedar mal ante su reino ocultó todo lo sucedido y dio una gran fiesta, la reina algo deprimida por su pérdida se hallaba sola en el balcón de su habitación cuando tocaron la puerta, era la voz de un hombre adulto que gritaba: ¡Exijo verte en este momento primo!, ella sorprendida abre delicadamente la puerta y dice: mi rey no se encuentra en sus aposentos de momento, puede que este disfrutando de la fiesta como todos los demás, él la queda mirando atónito al ver tanta belleza materializada en una sola persona y solo asiente con la cabeza, ella lo observa en silencio esperando que se vaya pero no lo hace, lo invita a pasar y para sorpresa de ambos estuvieron conversando por muchas, muchas horas. Cuando terminaron de hablar la reina le pide que se cuide en su retorno a casa, él solo la mira muy seriamente y ya sin poder contener las ganas la besa en la mejilla para luego dar con sus labios, dejando a esta sorprendida él se marcha avergonzado por su traición.
Al día siguiente el rey le confirma a Eliza, su reina, que su primo Antoine viene a hospedarse con ellos por un tiempo, su corazón latió muy rápido al ver quién era y recordar la escena del beso. No se percató de que su esposo se había dado cuenta de su reacción, es aquí donde comienzan las sospechas y las locuras de él, donde pierde la cordura.
Comenzó a pasar el tiempo, 10 meses para ser exactos, la reina cada vez iba amando más a Antoine y odiando más a Edward, el cual estaba desilusionado porque su esposa no le daba un hijo, hasta que le llegó una noticia que para él era inoportuna, estaban en conflicto con un reino vecino y este les había declarado la guerra. Al saber esto Edward partió de inmediato con sus tropas a una guerra la cual se estipulaba duraría muchos años. Mientras él se encontraba en el campo de batalla, Antoine y Eliza hicieron valer su amor dejando a una luna llena hermosa como única testigo.
Después de lo sucedido Eliza se sintió muy mal por la traición a su esposo y rey, a pesar de no amarlo, y le prohibió a Antoine que se volviera a acercar a ella siendo esto lo que menos deseaba, pero ella solo pensaba en su bienestar, en como reaccionaría Edward si se enteraba.
La noticia de todas formas llegó a los oídos del rey, este se enojó tanto que lo único que quería era matar a Antoine con sus propias manos, por un momento, solo por una milésima de segundo sintió pena por la traición de su esposa y primo, de su sangre y su compañera de vida. Pero se contuvo, aguantó hasta el momento oportuno.
Al poco tiempo después de que el rey se enterara de la traición llegó una carta del rey Albert de Whitehall, con el cual estaban teniendo la guerra, en esta decía que se reunieran para discutir sobre esta guerra absurda, siendo ellos quienes la habían iniciado. Se reunieron tal cual como decía la carta tanto en hora como fecha y aclararon que de ahora en adelante serian como "hermanos" y que su alianza quedaría sellada en un matrimonio beneficioso para ambos reinos.



Capítulo II
Hermanos


Capítulo III
Rosselene


Capítulo IV
Baile de máscaras



texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí


Salón de arte

Hechos por mi, Amélie

Pronto

Hechos por otros artistas



Adiós

texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí texto aquí




♥ Mi Familia ♥





Créditos

Dibujos y escritos son creación mía, ¡no tomes nada!
Los Fan Arts pertenecen a los artistas correspondientes.
Coding by: Amélie
Layout by: Amélie
Background by: Amélie